La supresión de la reducción por creación y mantenimiento de empleo podría hacer perder 70.000 puestos de trabajo

Ya hemos hablado en otros post de las modificaciones que conllevan los cambios que se esperan para el  año 2015, que en ocasiones son positivos y otras veces pueden suponer un lastre para el crecimiento de la actividad por cuenta propia. Así, los Presupuestos Generales del Estado contemplan en su próximo ejercicio la supresión de la reducción del 20% sobre el rendimiento neto por la creación y mantenimiento de empleo, una medida que ayudaba mucho a pequeñas empresas y trabajadores por cuenta propia y que a partir del próximo año pondrá las cosas un poco más complicadas para autónomos y pymes con menos de 25 trabajadores y que facturen menos de 5 millones de euros al año. La medida llevaba acumulando prórrogas desde el año 2010 y parece que finalmente se eliminará el próximo año.

Llámanos al 932 456 116

Primera Visita Gratuita para Inicio de Negocio

La Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) muestra su preocupación por si esta decisión afecta al empleo de un colectivo que representa la base del tejido productivo del país. Para muchos autónomos la reforma fiscal que entrará en vigor a principios del próximo año tendrá un “impacto nulo”, dado que el hecho de que se vaya a suprimir el incentivo fiscal “generará un coste en su factura fiscal mucho mayor que el ahorro de la rebaja de las retenciones“.

Lorenzo Amor, presidente de esta organización, asegura que “si realmente se suprime esta reducción en los Presupuestos Generales del Estado vamos a eliminar una medida que ha sido el anclaje de muchos empleos durante estos años en esa franja del tejido empresarial”, que representa el 98% del total. Así, se atreve a decir que podrían conllevar la “desaparición de unos 70.000 puestos de trabajo, lo que puede suponer más coste en prestaciones por desempleo del que se pretendía ahorrar con la medida”. Esto es sin duda un pronóstico devastador para la creación de empleo en nuestro país, ya que la reducción de las bonificaciones impedirá en muchos casos la contratación.

El colectivo propone como solución limitar en rendimiento todavía más, de forma que se puedan beneficiar aquellos autónomos y pequeñas empresas que tengan un nivel de facturación por debajo de los dos millones de euros y al menos 10 empleados en su plantilla. Supondría el 82,2% del tejido empresarial actual, y se propone desde el colectivo que la medida se mantenga hasta que la tasa de desempleo no baje del 20%.
El presidente de ATA opina además que “con esta decisión, la reforma fiscal sufre un retroceso importante ya que uno de sus objetivos era el de favorecer la fiscalidad de los autónomos”.

Si necesitas saber cómo te afectará esta nueva medida o las alternativas que tienes para poder contratar en Gestoría Barcelona podemos ofrecerte una solución personalizada para ti basada en nuestra experiencia y también en tu caso concreto. Puedes pedirnos presupuesto sin compromiso o buscar en nosotros el mejor asesoramiento.

Publicado en Autónomos.